- noticias transito, Política

Pullaro:”Siempre sucede lo mismo, se prioriza al AMBA, y parece que en el interior somos ciudadanos de segunda”

El gobernador Maximiliano Pullaro expresó su molestia por el hecho de que el gobierno nacional haya dejado de lado al grueso de las universidades públicas del país al momento de acordar con la UBA una recomposición del 270 % en los gastos de funcionamiento.

“Realmente me molestó, porque la actitud que toma una vez más el gobierno nacional, centralista, unitario y porteño céntrico, frente a un reclamo genuino que tiene que ver con la educación pública en la República Argentina. Hace solo unos días, estudiantes, docentes, no docentes y toda la sociedad salieron a reclamar los recursos que necesita la Universidad para mantenerse en funcionamiento, y el gobierno nacional claramente escuchó a la Universidad de Buenos Aires”, relató el mandatario, en su discurso durante el acto de lanzamiento del Programa Prosumidores 4.0.

Pullaro aclaró que “no nos parece mal” que se otorgue ese nivel de recomposición a la UBA, “pero a las demás universidades, como a las de nuestra provincia, les dieron un 105 %. Y eso no es justo para los que vivimos en el interior, producimos y nos esforzamos por sostener este sistema federal”.

El gobernador expresó que, “con mucha humildad, sin ánimo de polemizar, ni de pelear, reclamamos lo que nos corresponde, y decimos ‘nosotros tenemos derechos también’, y no sólo quienes viven en el kilómetro alrededor de la Casa Rosada”.

Luego del acto, en declaraciones periodísticas, insistió en que “siempre sucede lo mismo, se prioriza al AMBA, y parece que en el interior somos ciudadanos de segunda. Y eso realmente duele, porque los problemas que tiene la UBA también los tienen la UNR, la Universidad de Rafaela, la UNL…”.

En este punto, el mandatario reveló que en cuanto tomó conocimiento de la noticia buscó comunicarse con funcionarios del gobierno nacional, comenzando por el ministro de Economía, Luis Caputo, aunque no consiguió hacerlo. Sí obtuvo respuesta del ministro del Interior, Guillermo Francos, quien “agendó la preocupación, y espero que ésto se pueda cambiar”, completó.