- Locales, Noticias

Con las camas críticas controladas, en Rosario no se suspenderán las cirugías programadas

Hasta ayer lunes y de momento la situación en los hospitales provinciales de la ciudad sigue siendo manejable, sin embargo las autoridades advierten que “todo puede cambiar” debido a la dinámica de la pandemia y el crecimiento de casos.

Las autoridades sanitarias de la provincia de Santa Fe suspendieron ayer lunes las cirugías programadas en los hospitales públicos debido a la alta ocupación de camas de terapia intensiva en la ciudad capital, que supera el 90%, debido al aumento de internaciones por la tercera ola de Covid-19.

Sin embargo, la situación en la ciudad de Rosario es mucho más calma. Por lo cual este tipo de intervenciones seguirán su curso normal tanto en el Centenario como en el Provincial. Así lo confirmaron fuentes del Ministerio de Salud.

En este marco, la directora del hospital Centenario, Claudia Perouch, confirmó esta información Además, comunicó que en este momento, en la terapia del efector “no hay internados covid”. Aunque sí los hay en sala general, pero se trata de pacientes leves e internaciones cortas.

La médica consideró que el problema se da más bien con el personal de salud, en donde hay muchos contagios. “La semana pasada tuvimos que bajar los laboratorios de consultorio porque tuvimos mucho personal contagiado, pero ya se normalizó”, precisó. Además sostuvo que “en general los hospitales están diezmados de casos positivos, pero en el personal” y que la situación en ese sentido se va midiendo día a día.

Sobre los servicios subrayó que todo lo que es guardia e internación siguen normalmente, al igual que las cirugías, las cuales “tienen sus tiempos y criterios”. Y recordó: “Nosotros todo lo que es urgencia y oncológicos en ningún momento de la pandemia lo suspendimos”. Por ahora la situación está controlada.

Por su parte, Noelia Bottassi, vicedirectora del hospital Provincial aseguró que la principal problemática a la que hoy enfrentan en el hospital tiene que ver con el ingreso de pacientes por diversas patologías que dan positivo en los test rápidos.

Para la profesional, “el aumento de casos positivos en los testeos y la circulación comunitaria desembocan en la necesidad de volver a discriminar con exclusividad los sectores Covid, incidiendo directamente en el porcentaje de ocupación de camas”.

“Hoy estamos en un 100% de ocupación de camas de internación, no así de camas en Terapia Intensiva. Pero la proyección viene subiendo, debido a la coexistencia de Covid-19 con otras enfermedades en un alto número de pacientes. Esto implica la imposibilidad de sostener el ritmo de cirugías programadas, lo que deriva en la suspensión de una gran parte de ellas. Abocando todos nuestros recursos a garantizar cirugías oncológicas, de urgencia y la atención de pacientes Covid-19″, remarcó.

En cuanto a los pacientes internados por Covid,  señaló que se sigue sosteniendo la relación directa de los casos graves con los esquemas de vacunación incompletos de los pacientes. La gran mayoría de los pacientes positivos con esquemas de vacunación completos atraviesan el aislamiento en sus domicilios sin grandes complicaciones.

Finalmente subrayó que vale la pena “resaltar el trabajo que viene realizando todo el personal de salud, desde el inicio de la pandemia”.